Poesia.

Una de las pocas cosas que le podría agradecer a la feminazi de Filosofía es quizá el hecho de que siempre (de forma nada amable) me motivo a prepararme en algunas áreas donde mi conocimiento era prácticamente nulo. La poseía fue un campo el cual ella me impulso a conocer, recuerdo que en una ocasión me dijo que debía de sensibilizarme un poco para poder comprender ciertos aspectos que en ese momento no percibía y ampliar con ello mi capacidad de crítica (o algo así dijo), su comentario nunca lo tome demasiado en serio y solo me adentre lo suficiente como para dejarla satisfecha.

Estos recuerdos ya no estaban muy presentes en mi mente, pero gracias a Jorge estos han vuelto a mí. Jorge es un compañero de la facultad, y quizá la única persona en la misma (que conozco) capaz de ofrecerme una plática interesante. Desde el inicio de semestre comenzamos una serie de intercambio de libros, me dijo “préstame algunos de tus libros que creas hayan influido mas en tu vida y yo te presto los míos”, fue gracioso el experimentos mientras duro, ya que mientras él me prestaba algunos libros de corte feminista, yo le prestaba algunos de “filosofía pesimista”. Como este semestre se termina decidimos dar por terminado el experimento, y dado a que yo siempre me burlaba de que sus libros me provocaban el llanto al mostrarme lo cruel que hemos sido los hombres con las mujeres (no es que esta sea mi postura, pero siempre he sido bastante sarcástico y burlón), este opto por darme un consejo, me dijo “Sabes, deberías de sensibilizarte un poco así apreciarías las cosas desde un ángulo mucho muy distinto al actual”, en ese instante recordé las mismas palabras de mi ex profesora y algunas otras cosillas. 

Supongo que estas dos personitas tienen algo de razón, y supongo que lo único que podría ayudarme seria la poesía, aunque hace bastante tiempo que no la leo, lo último que recuerdo haber leído fueron algunas obras de Emili Dickinson, supongo que si he de intentar “sensibilizarme” Dickinson o escritores similares serian los idóneos para salir en mi auxilio, no se bien por donde retomar el camino que abandone hace tiempo, supongo que aquí es donde los amigos sirven, aunque… creo que conozco de alguien que me puede ayudar a encontrar lo que busco, roguemos porque ella aun me recuerde y por que aun no se haya suicidado :P.

 emily-dickinson

Emily Dickinson, una mujer sumamente interesante la cual me hubiese gustado conocer.

¿Peliculas basadas en Videojuegos?

Un compañero de la facultad me comento hace rato el por que todas las películas basadas en videojuegos eran sumamente malas. La respuesta es sumamente sencilla, los videojuegos no poseen una trama lo suficientemente compleja o interesante como para crear una película decente, basados en “clichés” estos tienen su punto fuerte al ofrecer al usuario una interacción con respecto a lo que el observa en su pantalla.

Gears of War 2, uno de los contendientes a juego del año (superado solamente por la “película interactiva” conocida como Metal Gear Solid 4), representa perfectamente lo que digo, la historia del juego se basa en la lucha encarnizada que libra humanidad contra las criaturas invasoras que buscan la extinción del hombre (vaya que original), la historia es mala, pero el juego es muy bueno (eso creo yo). Últimamente circulan rumores sobre una película basada en este juego, nombre como “the rock” suenan para el papel principal, por lo que desde este momento afirmo, si la película se realiza con actores de carne y hueso esta será una completa basura (la animación sería lo único que le podría ayudar).

Una trama sencilla que presenta cinemas que complementan a la misma.

Escenas como esta pierden demasiado (o más bien se aprecia tal como son) si solo se aprecia el video, supongo que es porque no se sufre tanto para llegar a este momento.

Esto es el fuerte de los videojuegos, la interacción.

Universal Amphitheatre

Esto ni si quiera puede ser considerado un actor.

Bueno hombre, supongo que con esto respondo bastante bien a tu pregunta.

¿Raro yo?.

Una de las cosas que más añore durante la contingencia eran las “conversaciones” que la gente en ocasiones me ofrece. Esto me sucedió en la biblioteca hace un rato que fui a devolver un libro, aunque ya me ha pasado varias veces (a diferencia del resto) esta plática estuvo dando vueltas en mi cabeza por al menos un rato, quizá se deba a que buscaba quitarme de la mente el examen que recién acababa de tener.

No me hubiese detenido, pero debido a que la señora detuvo mis libros, preferí conversar para poder marcharme lo antes posible.

Señora:  

(Pronuncia unas palabras que no comprendí, por lo que hace una seña con la mano indicándome que me retire los audífonos).

Yo: 

(Tardo un segundo en reaccionar y decido hacerle caso).

Señora: ¿Cómo se llama su peinado?.

Yo: No se, al corte lo llaman Mohicano, pero del peinado no tengo ni idea de cómo se le conozca.

Señora: ¿Y que se hecha en el pelo para que quede parado?.

Yo: Grenetina.

Señora: ¿Grenetina?, válgame, ¿que no le duele la cabeza?.

Yo: Pues solo si me duermo con el peinado.

Señora: ¿pues cuántos días le dura su peinado?

Yo: Supongo que varios, aunque no me lo he dejado más de un día.

Señora:  

(Verifica el préstamo del libro y observa detenidamente el nombre del mismo).

                Fascistas….¿pues de que carrera es usted?.

Yo: Ingeniería en Computación.

Señora: ¡Ingeniera, no me diga!, creí que estudiaba algo como filosofía o de esas cosas, con razón siempre entra y sale por este lado.

Yo:

(No puedo evitarlo y me rio, aunque su “entra y sale por este lado” me indica que ya me ha visto antes).

Señora: Así….estos son sus libros de matemáticas (solo ve el costado de dos libros de la Facultad los cuales nunca pasan por el lector).

Señora: ¿siempre viene usted a esta hora verdad?, porque ya lo conozco de vista y le digo a ella mira ya vino la estatua de la libertad (de inmediato se calla y trata de justificar su comentario), ahh pero por el peinado nada mas, por los picos, pero es sin afan de ofender ¿eh?.

Yo:

(Sigo escuchando con extrañeza lo que la señora dice)

Señora: ¿Y que no tiene novia o amigos?, siempre que le veo pasa usted solo, eso sí, siempre con sus audífonos puestos . ¿No me diga que todo el día los trae puestos?.

Yo: No todo el día, solo cuando no quiero escuchar lo de mí alrededor.

Señora: Ahhhhh, oye y si no es mucha indiscreción, ¿se puede saber que estaba escuchando cuando le interrumpí?.

Yo: Herbie Hancock.

Señora: ¿?

Yo: Jazz.

Señora: ¿Jazz?, ¿Qué no le gustan esos grupos que hacen bastante escándalo?.

Yo:

(Me rio bastante más fuerte que la primera vez y la señora solo hace una cara de extrañeza, quizá piensa que me he burlado de ella).

Pues, ya casi no escucho otra cosa que sea Jazz, aunque antes si gustaba oír un poco de esas cosas que usted menciona.

Señora: Pues como que usted es bastante raro ¿no?, un ingeniero que siempre anda solo, que se viste medio raro, aparte de sus libros trae un librote de historia (en realidad es mas sociología) y para acabar viene escuchando Jazz.

Yo:

(Me abstengo de realizar cualquier comentario que puede alargar más esta plática).

Señora: Joven, ¿quiere un consejo?.

Yo:

(no realizo ningún movimiento, ni de aprobación ni rechazo).

Señora: Quítese ese peinado que le hace ver como un feo Punk, le aseguro que si se peinara normal como aquel joven (atrás de mi pasa un sujeto al cual volteo a ver por mera curiosidad, y que por cierto ni venia peinado,o al menos eso no se podría llamar peinado) así de mujeres tendría (realiza un ademan con las manos, juntando todos los dedos entre si, como cuando nos pegaban con el borrador en la primaria).

Yo: ¿Normal?.

(de nueva cuenta vuelvo a reírme).

Señora: Si, inténtelo y ya luego viene y me cuenta, verá como si tengo razón.

(Aquí intervine una señora la cual le estaba acompañaba a la primera -supongo que es su compañera de “platica” durante el trabajo-, pero la diferencia es que esta había permanecido en silencio durante todo este tiempo).

Señora 2: Tú ya deja de molestar al joven, por eso cada quien tiene su gusto ¿no?.

(Termina la frase y me voltea ver en busca de una respuesta).

Yo: Pues….sí.

Señora: De todos modos piénselo.

(Ya no pregunta por mis apellidos y me da mis libros).

Yo:  Gracias por el consejo…nos vemos.

Señora: Que te vaya bien.

 

La plática fue breve un par de minutos a lo mucho, lo bueno era ver como la señora pasaba los libros de la demás gente sin revisar y preguntar nada.

Quizá uno que otro dialogo se me habrá olvidado, pero en esencia esta fue la conversación (o lo que recuerdo de la misma). Lo que me dio un poco de risa fueron las preguntas de la señora, tratando de abarcar con ellas varios aspectos de mi en tan poco tiempo, y lo más gracioso es que después de dos minutos de “platica”  ahora sabe más de mí que muchos de los que han tomado clase conmigo a lo largo del semestre.

Algunas veces he pensado (“conversaciones” como esta me reafirman la idea) y me he preguntado si en verdad soy yo el raro, ¿será esa es la impresión que dejo a los que me rodean?, pero, por más que me pregunte lo mismo y de diferentes formas siempre llego a la misma conclusión, “en realidad tú no eres el raro, la gente es la que es demasiado ordinaria, ya que no encuentro otro motivo por el cual te aburren demasiado pronto”, ¿será?.

Día Perfecto

Día nublado, ligera llovizna, la gente huye de los espacios abiertos y por fin me es posible caminar tranquilamente por las calles, ¿acaso esto puede mejorar?.

Bohren & der Club of Gore y sus notas me hacen creer que si.

Ideología

Algunas personas piensan que ideologías como el Punk y el Nacionalsocialismo son incompatibles, yo creo que estas personas no tienen una noción clara de cuáles son las ideas  que definen a estos movimientos.

Esta es una pequeña lista que presenta algunas ideas que denotan mi forma de ver las cosas, he de mencionar que este ejercicio lo he llevado a cabo en algunos foros y el resultado es comúnmente el mismo, la gente no reconoce el tipo de ideología de donde provienen estas ideas, aun cuando muchos de ellos se hacen autodenominan Rojos o Anarquistas.

  • Hazlo tu mismo.
  • Lucha constante contra tus miedos.
  • Cuestiona y adentrarte en la compresión de las cosas y hechos.
  • Busca la singularidad.
  • Entrénate tanto física como mentalmente, nunca podrás conseguir una mente fuerte si no la trabajas y te entrenas físicamente, tampoco podrás conseguir una buena salud mental sin ese entrenamiento.
  • La comprensión de tus genes tiene un papel sumamente importante en la determinación de tu comportamiento, así como en tu manera de ver y analizar la vida, intenta comprenderlos al máximo posible.
  • Reflexiona y desenvuélvete de forma divergente a la gran masa, este es el único camino que garantiza el progreso y desarrollo humano.
  • Expón tus ideas siempre en un marco de formación distinto al que la gente está acostumbrada a oír. Aquellos que valen la pena entenderán y posiblemente refutaran algunas de tus ideas, los que no ni siquiera se inmutaran.
  • Desprecia tanto a las divinidades como a las fuerzas superiores que pretendan dictar tu comportamiento dentro de un periodo de tiempo o a lo largo de tu existencia.
  • No puedes creer que representas una alternativa a la sociedad actual si acarreas sus mismos problemas y debilidades (alcoholismo, drogadicción, violencia, cobardía, gamberrismo).
  • No debes si no ser completo en todos los campos, una persona ejemplar, para los demás y para contigo mismo.
  • Busca el equilibrio espiritual y el corporal, de esta forma podrás obtener un buen desarrollo en todos los aspectos.
  • Intolerancia y desprecio, son conductas que intentan ser vetadas por la sociedad, aprende el uso correcto de las mismas y estas te serán de gran ayuda.
  • Encara las posibles repercusiones sociales.
  • Tu valía no yace (solo) por tus ideas, sino por tus actos.
  • Por cualquier medio evita mimetizarte con la gente.
  • Fórjate una base solida de ideas políticas, históricas, económicas, filosóficas y éticas, sin ellas corres el riesgo de ser manipulado con suma facilidad.
  • Prepárate siempre para afrontar lo peor.